Brasil. Lula convoca a la esperanza

Por Emir Sader. Resumen Latinoamericano, 30 de abril 2021.

¡Esperando que su gobierno fuera realmente para todos, pero sobre todo para los más necesitados! ¡Esperando que disminuyeran las desigualdades en el país más desigual del continente y del mundo ¡Esperando que él rescatara el imagen de Brasil en el mundo! ¡Esperando que él rescatara el crecimiento de la economía y generara los empleos que tanto necesitan de los brasileños! ¡Esperando que los brasileños volvieran a tener orgullo de ser brasileños!

¡Esperando que su prisión sirviera para probar su inocencia! ¡Esperando que fuera liberado y saliera por aquella puerta de la Policía Federal de Curitiba! ¡Esperando que saliera para que pudiese abrazar a todas y a todos quienes, mientras duró la vigilia, esperaron por él durante 540 días y noches! ¡Esperando que volviera al Sindicato de los Metalúrgicos para volver a hablar para todos!

¡Esperando a que recuperase todos sus derechos! ¡Esperando que esos chacales que pensaban que lo tenían excluido de la vida política de Brasil, sean desenmascarados! ¡Esperando que el poder judicial reconozca exactamente lo que Lula había denunciado durante tanto tiempo!

Y Lula nunca defraudó, siempre cumplió con las esperanzas. ¿Y a qué nos convoca ahora Lula?

En primer lugar, a resistir al hambre y al virus. A la recuperación de las derrotas, que tanto daño hicieron al ánimo de las personas. A volver a demostrar que otro Brasil es posible. A volver a tener confianza en las luchas del pueblo, sabiendo que se puede hacer mucho más de lo que imaginaba.

Para que se sepa, de una vez para siempre, que toda lucha por la justicia termina triunfando. Que solo con la unidad se posible triunfar. Que hay que dejar de lado todas las pequeñas diferencias que separan, para estar juntos con tantas cosas que unen. Para que se sepa crecer en las crisis y no dejarse llevar por los pequeños rencores que matan a las almas.

Lula llama al regreso de la esperanza. Esperando derrotar al genocida, vencer el hambre y terminar con el virus.

Lula convoca a la restauración de la democracia en Brasil, porque solo en democracia la voluntad de la mayoría se impone. Porque solo en la democracia todos y todas podemos hablar y hablar por nosotras mismas y nosotros mismos y por todas y todos. Porque solo en una democracia todos y todas pueden organizarse libremente.

Lula llama a rescatar a Brasil, a volver a ser un país que crece y distribuye renta, un país donde no haya desamparo y abandono. Un país donde no haya gente que duerme y vive en la calle. Un país donde ningún niño duerma hambriento. Un país donde todos los niños tengan escuelas, donde todas las regiones del país tengan universidades. Un país donde todos los padres y madres puedan ver a sus niños crecer en un mundo mejor. Un país donde todos vuelvan a vivir con esperanza.

Lula llama a todos a pelear, a viajar por todo Brasil, a hablar y escuchar a la gente. Lula llama a ser contemporáneos de este Brasil desesperado, para que juntos vuelvan a tener esperanza.

Lula nos convoca a dar lo mejor de nosotros mismos, a que todos desarrollemos nuestra humanidad, nuestra solidaridad, nuestra empatía, nuestras ganas de trabajar a favor de los más indefensos, de los más necesitados.

Lula nos llama a la esperanza. Que todos estén a la altura de las circunstancias y de los desafíos. Porque la propia vida de Lula es una historia de esperanza, que triunfa sobre la muerte, sobre el desánimo; una historia de esperanza que supera todos los obstáculos, incluso cuando parecen insuperables.

Lula llama a la esperanza, a la esperanza de volver a tener un Brasil con esperanza, con vida, con justicia, con solidaridad.

Foto: Ricardo Stuckert

You must be logged in to post a comment Login