Argentina. Unanimidad peligrosa al votar la renegociación de la deuda y a la vez autorizar entrada y salida de tropas para ejercicios conjuntos

Resumen Latinoamericano, 30 enero 2020

En la sesión de la Cámara de Diputados de la Nación de este miércoles, todos los focos de atención apuntaron a la votación de la “Restauración de la Sostenibilidad de la Deuda Pública Extranjera”, que significa en buen romance encarar la renegociación de la fraudulenta, ilegal y odiosa deuda pública con los acreedores privados y los organismos internacionales.

De allí que pasara prácticamente desapercibida la votación del otra resolución igual de importante, como es el “autorizar la salida del personal y medios del Estado Mayor Conjunto de la Armada, del Ejército y de la Fuerza Aérea Argentina del territorio de la Nación, y el ingreso de tropas extranjeras en él, según correspondiere, para la realización de los ejercicios combinados estipulados, a realizarse entre el 01/09/2019 y el 31/08/2020”.

El texto obtuvo 214 votos afirmativos y solo 2 negativos. Entre los afirmativos se cuentan votos del Frente de Todos, del PRO, de la Unión Cívica Radical, de la Coalición Cívica, del Frente Progresista Cívico y Social, del Partidos Socialista y de bloques provinciales. Los negativos fueron los de los dos diputados del Frente de Izquierda Unidad.

Esta doble unanimidad que se dió este pasado miércoles en el Parlamento es grave por doble vía. Primero porque, ambos temas votados de esta manera son de incontestable importancia. Sobre el que tiene que ver con la deuda contraída en sus aspectos más cuantiosos por el gobierno de Mauricio Macri, no hace falta ahondar en detalles para saber que condenó a millones de argentinos y argentinas al hambre, la miseria, la desocupación y en muchos casos a la muerte. Deuda que ahora se renegocia de común acuerdo con los que la generaron, precisamente porque no se quiere asumir el camino soberano de decir «no pagaremos, sencillamente porque es un criminal atraco». Mientras los «representantes del pueblo» votaban con cómplice unanimidad, abajo, en la calle, como debe ser, un importante número de personas exigían suspender el pago y auditar la deuda. Lo mínimo que impone el sentido común patriótico.

Pero, como se dijo al principio de esta nota, hubo otro caso ese día de gravísima unanimidad, y es la votación de todos los diputados y diputadas presentes en el recinto, menos dos del FIT, que aprobaron la salida del país de tropas argentinas para participar en operativos conjuntos con otros «colegas», casi siempre tutelados por el imperio yanqui. No solo eso, sino que también se facilita la entrada de tropas extranjeras para realizar acciones contrainsurgentes, prueba de armamento y un largo etcétera en territorio, mares o aire argentino.

Es decir, volvemos de manera explícita a odiosas relaciones con ese enemigo imperial que tanto mal le hace a la Patria Grande, que bloquea Cuba y a Venezuela, que asesina en Iraq, en Siria, en Afganistán, y que recientemente puso al mundo al pie de otra gran guerra, con el magnicidio del general iraní Soleimani.

¿Es exagerado decir esto? Veamos: cuando se habla de entrada de tropas ¿qué creemos que significa? Ahi están los Operativos como el Unitas (durante varios gobiernos), o la Iniciativa Contra la Proliferación (ICP) entre EEUU y Argentina en época macrista, con gran protagonismo de la ministra Bullrich, o los que se realizaron con distintas siglas con países sometidos al dominio estadounidense, como el que se convocó en Brasil hace tres años. Todos ellos fueron, y lo mismo pasará ahora, tutelados y monitoreados por el Comando Sur, esa institución que estuvo detrás de la instalación de la Base USA en el Chaco, cuando gobernaba Capitanich, y fue rechazada con la movilización popular.

Otro inciso, ¿no resulta extraño que los gorilas de Cambiemos, la UCR, Coalición Cívica y otros por el estilo, esta vez no pusieran reparos para votar en plena coincidencia con el oficialismo? Ocurrió con ambos temas y esto en términos parlamentarios huele a «rosca» previa.

En fin, si para contentar a Donald Trump, en cuanto a morigerar los plazos del pago de una deuda impagable, hay que viajar a Israel y luego permitir que tropas enemigas puedan violar la soberanía nacional, o a la vez que efectivos locales vayan a otros puntos del mundo a «misiones de paz», como excusa para el sostenimiento de gobiernos enemigos de sus pueblos, como sucediera en Haití y en el Congo, sería saludable que eso no se vendiera más como algo beneficioso para el país. Es todo lo contrario a ese eufemismo, y obliga a que aquellos que aún creen que hay que descolonizar la Nación y toda la Patria Grande, se opongan y proclamen: «No en nuestro nombre».

You must be logged in to post a comment Login