Euskal Herria. También el Movimiento Pro Amnistía se manifestó en Bilbao

Resumen Latinoamericano, 11 enero 2020.-

A las dos manifestaciones por las y los presos vascos celebradas en Bilbao y Baiona, se le sumó una tercera, cuando ya habían finalizado las anteriores, organizada por el Movimiento Pro Amnistía y contra la Represión.

Allí, después de recorrer las calles del casco viejo de Bilbao gritando consignas por la Amnistía, se leyó el siguiente documento:

Nuestras primeras palabras de hoy van directas a la cárcel de Murcia II. Un fuerte abrazo al preso político de La Txantrea Patxi Ruiz. Se hizo varios cortes en el brazo para hacer frente a los ataques de uno de los carceleros que le mantienen secuestrado. Esta dura protesta es un claro ejemplo de la violenta situación que viven lxs presxs políticxs. ¡Estamos contigo, Patxi!

¿Pero qué es la cárcel? La cárcel es un enorme contenedor de basura donde esconder todo aquello que deja al descubierto la farsa de este sistema corrupto. La cárcel es un asesino monstruoso donde esconder las miserias generadas por el capitalismo y, sobre todo, es una máquina devastadora para castigar a lxs militantes que se levantan para hacer frente a la opresión. Y para ello sitúan como amos de las llaves de las celdas a militantes fascistas, cobardes lacayos de los poderosos, para que hagan aún más difícil la vida de lxs presxs políticxs.

Pero los estados español y francés no utilizan la represión para castigar únicamente a unas personas determinadas, sino para extender el miedo a todos aquellos sectores que deseen rebelarse contra la opresión nacional y social que padece Euskal Herria y su clase trabajadora. Los estados español y francés utilizan la cárcel, la tortura y el asesinato para castigar la lucha contra la dictadura de sus imperios y sus clases dominantes.

Nosotrxs reivindicamos la amnistía en su sentido más político, porque la amnistía es algo mucho más profundo que la libertad de lxs represaliadxs políticxs. La amnistía es la reivindicación de de la superación de la opresión. La amnistía es la defensa de la legitimidad de la lucha. La amnistía es un grito contra la falsa paz y la asimilación.

Vemos con preocupación que en el tema de lxs represaliadxs se está imponiendo el concepto burgués de lo que es “la paz”, que en realidad, más que buscar una salida para la situación de lxs represaliadxs, busca que la correlación de fuerzas se incline más hacia el lado de nuestros enemigos o, al menos, que la situación se mantenga como está.

Los represaliados y las represaliadas políticas son consecuencia del conflicto, son consecuencia de la opresión de nuestro pueblo y de su clase trabajadora y, por tanto, es en resolver ese conflicto y en zafarnos de esa opresión donde hay que centrarse. Centrarse en las consecuencias dejando de lado los motivos que las propician es la mejor manera de asentar la opresión y desactivar la lucha, porque es desviar la atención del lugar donde se encuentran los auténticos responsables. Es querer paliar los síntomas con analgésicos y somníferos sin hacer frente a la enfermedad, resignándonos a una muerte lenta y agónica. Igualar paz con aplicación de la legalidad penitenciaria ordinaria es, simplemente, aceptar la legitimidad del ocupante para pisotearnos.

Nos corresponde a todxs crear las condiciones necesarias para la lucha, y es responsabilidad de quienes trabajamos por la amnistía trabajar para facilitar el camino a las diferentes expresiones de lucha. También ahí tendrá una importancia vital el asunto de lxs presxs, refugiadxs y deportados políticxs, ya que la manera de dar salida a este tema marcará el futuro de nuestro pueblo. Porque la lucha es legítima, ¡amnistía total!

Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión.

You must be logged in to post a comment Login