Chile. Profesionales de la Salud deciden retirarse de cuestionada Central Unitaria de Trabajadores

Resumen Latinoamericano / Resumen.cl / 14 de junio de 2017

La decisión fue adoptada democráticamente a través de un proceso que alcanzó cerca del 90% de participación de las bases. La Federación Nacional de Profesionales de la Salud (FENPRUSS) es uno de los gremios más importantes del sector salud de Chile y su presidenta actualmente lidera la Mesa de Sector Público.

La FENPRUSS se transforma en el primer gremio en abandonar definitivamente la CUT, tras los anuncios de congelamiento de participación de gremios tan importantes como la CONFUSAM (Salud Municipalizada), el Colegio de Profesores y de los Trabajadores del Cobre. Hay que recordar que el gremio ya había realizado el ejercicio de congelar cuotas y participación en la CUT exigiendo transparencia en los padrones y elecciones democráticas el año 2013. En ese entonces, la decisión fue adoptada igualmente en consulta nacional,  pero esta vez la situación fue más allá y se determinó la salida definitiva de la central sindical hoy dirigida por Bárbara Figueroa, cuyo propio gremio ha congelado su participación en la organización.

A nivel nacional, los porcentajes en torno a la salida fueron de 51,96% y por permanecer de 37,75%. En el caso la Región del Biobío, el voto de las bases fue determinante para la salida. En las asambleas realizadas en los hospitales de los Servicios de Salud de Concepción, Talcahuano y Arauco, más del 90% de los afiliados optó por el retiro definitivo.

La FENPRUSS cotizaba por sus más de 14 mil afiliados a nivel nacional, más de 32 millones anuales a la CUT.

Llama la atención que cada vez que las bases de trabajadores son consultadas, el rechazo a la CUT es generalizado. Un dato significativo en este sentido lo dio la Asociación Nacional de Empleados Fiscales, ANEF, que -previo a su asamblea nacional del 10 de abril pasado- realizó asambleas regionales, donde en cada una de las 15 regiones del país los dirigentes se manifestaron por la salida de la ANEF de la CUT, determinación que el directorio de la organización, presidido por el cuestionado militante comunista Carlos Insulza, obvió de lleno, generando una fractura al interior de la organización sin precedente desde su refundación.

De hecho, al interior de la FENPRUSS se presume que los votos ponderados a favor de permanecer en la CUT provinieron de dirigentes gremiales, militantes de partidos políticos, personas que no realizaron asambleas en sus centros y que simplemente votaron a nombre de sus socios pero alineados por sus partidos políticos.

Para Gabriela Farías, presidenta nacional de la Fenpruss, la votación mayoritaria por la desafiliación no es sino que un llamado y una señal potente a no ser cómplices por omisión de las irregularidades públicamente conocidas y además, reconocidas por el secretario general y la presidenta de facto.  “Por esto, la consecuente y necesaria decisión de desafiliarnos de la CUT es para remecerla, ya que el estado de descomposición es tal, que día a día es menos representativa”.  Farías enfatizó  que “la labor y desafío de este momento es trabajar para refundar y tener la Central que el país necesita,  una renovada,  que esté al servicio de quienes tiene que estarlo, las y los trabajadores del país, tal y cual lo soñaron en sus inicios Recabarren, Caffarena, Blest y tantos más”.

You must be logged in to post a comment Login