Nación Mapuche: Renunció el abogado del Cabo Pintos, el Prefecto que asesinó a Rafael Nahuel

*Resumen Latinoamericano / 12 de julio de 2018.

Fernando Soto ya no lo representará en la causa por el asesinato de Rafael Nahuel. El abogado es también funcionario del ministerio de Seguridad que conduce Patricia Bullrich. ¿Le soltaron la mano al imputado por el homicidio del joven mapuche?

El abogado Fernando Soto ya no representa legalmente al Cabo Primero Francisco Javier Pintos, acusado por el asesinato de Rafael Nahuel. La noticia fue confirmada a En estos días por fuentes con acceso al expediente.

No se trata de una decisión personal, sin repercusiones institucionales. Es que Soto es director de Ordenamiento y Adecuación Normativa de las Fuerzas de Seguridad del Ministerio de Seguridad de la Nación, que conduce Patricia Bullrich, y, desde ese lugar, ariete de la estrategia judicial de justificación de la represión en el sur del país.

El abogado acompañó a Pintos en la indagatoria del pasado jueves 5 de julio, y, en diálogo con este medio, aseguró que su por entonces defendido explicó que no portaba el subfusil MP5 de donde -según las pericias- salió la bala 9 mm que mató a Rafael.

Además, defendió la teoría del enfrentamiento y aseguró que los integrantes del grupo Albatros se vieron rodeados y superados en número.

Luego de cumplir con esa tarea, Soto decidió renunciar a la representación de Pintos, quien ahora sólo cuenta con el acompañamiento legal de la abogada Anabella Schmidt, también presente en la indagatoria.

Schmidt trabaja para Prefectura Naval Argentina, desde el año 2016.

La situación de Pintos es muy complicada. Ante el Juez Gustavo Villanueva y la Fiscal Silvia Little no supo explicar porqué los cargadores de su MP5 tenían faltantes de proyectiles si, como dijo, no lo llevó a la incursión en el territorio mapuche, aquel 25 de noviembre pasado.

La estrategia de la defensa -posiblemente trazada por el ahora renunciante Soto- fue inculpar tangencialmente a un compañero de armas, Juan Ramón Obregón.

En los próximos días Villanueva deberá resolver la situación de Pintos, y tal vez Soto prefería no exponerse a un procesamiento que lleve a juicio al uniformado.

 

Quién es Soto

 

Otras tareas requieren de la atención de Soto. Por ejemplo acompañar como representante legal a Gonzalo Cané, ex secretario de Cooperación con los Poderes Judiciales, Ministerios Públicos y Legislaturas del Ministerio de Seguridad de la Nación, y principal responsable de haber embarrado la cancha en el expediente por la desaparición y muerte de Santiago Maldonado.

Instalado en Esquel por orden de Patricia Bullrich, Cané se encargó de aportar supuestos testimonios y pruebas a la causa; y fue el estratega de la campaña de persecución, espionaje y difamación de la familia del joven artesano.

Cané acompañado por Soto, concurrió hace pocos días a los Tribunales de Comodoro Py y presentó un pedido al Juez Federal Daniel Rafecas para poder acceder al expediente de la causa abierta por espionaje ilegal a la familia Maldonado. Los denunciantes de ese hecho son Myriam Bregman y el abogado Matías Aufieri.

Cané está siendo investigado en esa causa, pero aún no fue citado ni está imputado. Sin embargo, Rafecas lo autorizó a acceder al expediente.

La estrategia para poder tener contacto con las pruebas del espionaje que allí se acumulan fue diseñada por Fernando Soto.

El mismo abogado fue el primero en reclamar al Juzgado Federal de Esquel que la causa por Santiago Maldonado dejara de caratularse como “desaparición forzada”.

El periodista Daniel Satur, en La Izquierda Diario (LID), repasó que, además, Soto ingresó en 2009 al Instituto Universitario de la Policía Federal Argentina, con el cargo de profesor en la materia Prevención Sumaria; y que logró fama al defender a familiares de la tragedia de Cromagnon y reclamar, desde ese lugar, la caída del ex Jefe de Gobierno porteño, Aníbal Ibarra.

Su momento más esperado llegó con el desembarco de Mauricio Macri como Presidente: “en mayo de 2016 se sumó, al menos oficialmente, al plantel de Cambiemos en una de las áreas estratégicas de la gestión macrista: Seguridad. Bullrich lo ungió Director Nacional de Proyectos, Evaluación de Normas y Cooperación Legislativa del Ministerio, aunque él prefiere denominar su cargo con un título más tangible. En su cuenta personal de Twitter se define como director de ‘Ordenamiento y Adecuación Normativa de las Fuerzas Policiales y de Seguridad’”, informó Satur en LID.

En abril de 2017 sumaría a sus tareas el cargo de “Enlace con la Oficina Federal de Investigación” de los Estados Unidos, el FBI. Y en enero de este año el ministro de Justicia Germán Garavano lo sumó como miembro de la Comisión Nacional de Huellas Genéticas.

Por esa confianza que tiene con la ministra Bullrich, es muy difícil adjudicar a una decisión personal el abandono de la defensa del Cabo Pintos en el caso del asesinato de Rafael Nahuel. Tal vez se trate de la primera y clara señal de que, ante la falta de pruebas sobre la teoría del enfrentamiento, el Ministerio de Seguridad ya encontró su chivo expiatorio.

 

*Fuente: En Estos Días

You must be logged in to post a comment Login