Colombia. Pablo Beltrán, jefe de la Delegación de Diálogos del ELN: “En un conflicto cada parte asume sus responsabilidades”

Resumen Latinoamericano / 11 de julio de 2018

El pasado lunes 2 de julio, el periodista Juan Carlos López, corresponsal en jefe de CNN en Español en Washington, entrevistó en vivo durante una hora en el Programa “Cara a Cara”, a Pablo Beltrán, el jefe de la Delegación de Diálogos del Ejército de Liberación Nacional. Fueron 37 preguntas en una intensa entrevista con muchas aristas. Destacamos algunos temas de los abordados.

Juan Carlos López. ¿Tienen con quién negociar? ¿Pueden lograr algo de aquí al 6 de agosto que pueda sostener el próximo gobierno?

Pablo Beltrán. Sí… esa es la expectativa que tenemos junto con el gobierno saliente: dejar la mesa en un estado de consolidación para que el nuevo gobierno tenga una cierta presión para darle continuidad a los acuerdos.

J.C.L. ¿Cómo superar la polarización que existe en Colombia? ¿Cómo hacer para que ahora crean que sí es viable un proceso de paz con el ELN?

Dudas hay muchas en Colombia, pero también hay certezas, por ejemplo, más de 8 millones de personas votaron en una especie de segundo plebiscito por la paz diciendo: “Queremos la continuidad del proceso de paz. Queremos una política de Paz de Estado y queremos que esta política de paz traiga cambios para Colombia”. Eso es histórico y es muy importante y para nosotros, en esta mesa, es un gran respaldo que la gente diga y pida que haya continuidad de los procesos de paz.

J.C.L. Cuando hay diálogo, cuando hay negociación, cuando hay conversación… hay para dar y hay para recibir. ¿Qué tiene el ELN para dar y que espera recibir?

Hay una gran cosa que es esta: para que en Colombia pasemos medio siglo de guerra, esa página que ha sido tan cruenta, todos tenemos que cambiar… tiene que cambiar el régimen y tiene que cambiar la guerrilla. Si cambia uno solo… no va a haber paz. (…) A nosotros se nos ha dicho ¿ustedes quieren dejar de ser guerrilleros? Pues para eso buscamos la solución política del conflicto, pero ¿el régimen a qué está dispuesto a cambiar…? y lo que hemos percibido es que a muy poco o a nada, no quiere cambiar.

J.C.L. ¿De qué se arrepiente Pablo Beltrán? ¿Considera que el ELN tiene que ofrecerle disculpas a Colombia, que tiene que ofrecerles disculpas a los colombianos?

Cuando hay un alzamiento armado es porque hay unas condiciones que lo genera. Si en un proceso de paz no se cambian esas condiciones que generan el alzamiento armado… esta generación de guerrillas podemos desaparecer, pero surgirán otras. Entonces, en el caso nuestro decimos: nos alzamos en armas y estamos en la disposición de sacar la violencia a la política, esperamos que el contradictor piense lo mismo y haga lo mismo. Así va a llegar el fin del conflicto armado.

J.C.L. ¿Por qué necesitan de un proceso de negociación? ¿No podrían desarmarse e ingresar a la vida civil?

Una negociación es que cada uno cede… ¿Usted se imagina? 54 años nosotros diciendo que hay que cambiar a Colombia, pues lo mínimo es decirle al Gobierno: “bueno, vamos a pactar unas transformaciones, cedan también, cedan privilegios”. ¿Qué puede hacer la guerrilla? Dejar de ser guerrilla, ser una organización sólo política. Los esfuerzos tienen que ser de todos… no sólo de una parte.

J.C.L. Pablo, tuve la oportunidad el viernes de entrevistar a Iván Duque, presidente electo de visita en Washington… ¿qué tiene usted que responder a Duque?

Primero, me parece bien que diga que quiere revisar dónde va el proceso, o sea, enterarse. Precisamente aquí, en La Habana, estamos haciendo un esfuerzo por pactar un segundo momento del cese bilateral; pues si hay un cese, queda más fácil desarrollar las conversaciones. Entonces, ahí está la respuesta para lo que él pide, pero un cese quiere decir que el Gobierno también adquiere compromisos.

J.C.L. ¿Estarían dispuestos a hacer eso e irse a una zona de concentración, en medio de la negociación, deponer las armas?

Ahora no es viable. Por lo siguiente: Colombia hoy tiene múltiples violencias, nadie le está asegurando la vida a las FARC. El ELN pactó un cese donde dice así: “seguirá en los territorios donde ha estado y se hace cese de operaciones ofensivas”. Eso nos funcionó en el cese pasado y puede funcionar para un cese siguiente. Eso que dice Duque es algo del final del proceso y este proceso lleva un año apenas de fase pública.

Si él quisiera decir algo del final del proceso para el ELN, nosotros también pudiésemos decir: bueno, el final del proceso para nosotros es que los cambios que queremos para Colombia los haga Duque en el primer año. Eso es del final del proceso. Hay cosas del principio del proceso y cosas del final del proceso.

J.C.L. Sabemos lo que ocurrió en el 64, cuando surgen las FARC y el ELN… hoy, ¿no se han superado esas situaciones?

Ayer salió un índice de los 10 países más desiguales del mundo. De los 10, 8 están en Latinoamérica y 2 en África. La gente cree que es al revés… Y de los 8 que están en América, Colombia es el tercer país más desigual… ¡un país tan rico con tanta desigualdad! La desigualdad que existe hoy es peor que la de hace 54 años. Eso es lo que se pide en Colombia que haya cambios y que haya “un gobierno, del pueblo con el pueblo y para el pueblo”.

J.C.L. Entre las actividades en las que ha participado el ELN, Usted me dirá si es cierto o no… el narcotráfico, el secuestro, la extorsión, el boleteo, una serie de actividades que generan miedo.

Comencemos por el más complejo. ¿Por qué se siembra coca en Colombia? Porque en Estados Unidos y en Europa la consumen. ¿Por qué no hay otra manera de tratar eso sino con guerra? Hay otra manera. (…) ¿Qué hace el ELN? El ELN no es un cártel, por supuesto. En las partes donde nosotros estamos, que son zonas campesinas apartadas, cuando entran comerciantes a comprar la base de coca, se les cobra un impuesto a ellos, a los campesinos no. Eso es lo que hace el ELN y por lo que responde. En las zonas nuestras usted no puede encontrar un laboratorio, una pista o que haya mandos nuestros que tengan una red de distribución o de exportación. Eso está prohibido y penalizado en el ELN.

J.C.L. Habla Usted de un conflicto con Venezuela, ¿ve la posibilidad de que Colombia participe en algún tipo de actividad armada contra Venezuela?

Pues a nosotros nos llama la atención que Duque, recién elegido, ya esté involucrado en planes para derrocar el gobierno de Venezuela. Debiera dedicarse más en pensar en arreglar los problemas de Colombia.

J.C.L. Algunos consideran, lo decía Duque, que lo que ocurre en Venezuela es en parte consecuencia por la falta de atención del resto de la región…

Eso es como considerar que los venezolanos son menores de edad y los otros mayores de edad, con derecho a decirles qué deben hacer. No. Que resuelvan ellos sus problemas. ¿Qué país no tiene sus problemas?, ¿qué hay que buscar? Que hablen, que busquen soluciones pacíficas, y que los demás respaldemos lo que la mayoría quiera.

J.C.L. ¿Qué le dice Usted a quienes nos están viendo ahora y dudan que de esta Mesa pueda salir algo positivo?

Lo primero: hemos dicho en la Mesa que en este proceso de paz se necesita “verdad toda, verdad todos”. Es el primer nivel de satisfacción a las víctimas. Un segundo nivel es que haya asunción de responsabilidades, porque en un conflicto cada parte debe asumir sus responsabilidades. O sea, se hacen cosas en el sentido correcto que se deben hacer, pero también hay cosas que no se hacen bien, entonces si no hay esa distinción para asumir esas responsabilidades… qué le espera a la paz, a las víctimas… porque se dice que el corazón del proceso de paz son las víctimas; en este sentido es que hay que trabajar.

You must be logged in to post a comment Login