Argentina. Acto a 16 años de la masacre del puente Pueyrredón ¡Darío y Maxi presentes en la lucha!

Resumen Latinoamericano, 26 de junio de 2018

Desde las 10 horas de esta mañana numerosas columnas de las distintas organizaciones convocantes comenzaron a llegar al Puente Pueyrredón para conmemorar y seguir exigiendo justicia por los asesinatos de Darío Santillán y Maximiliano Kosteki. A 16 años de la masacre, el reclamo no cesa y junio sigue ardiendo rojo, como entonces.

Al mediodía comenzó el acto central, en cual se dio lectura al documento consensuado por las más de 60 entidades de Derechos Humanos, políticas, gremiales, culturales y territoriales organizadoras. Algunos de los ejes principales del discurso fueron la demanda de juicio y castigo a los responsables políticos de los asesinatos, y la reivindicación y continuidad de la lucha que, como en 2002 y antes también, sigue enfrentando a las políticas de hambre y represión.

Con nombre y apellido, se mencionó y repudió a cada uno de los responsables políticos de la Masacre del Puente Pueyrredón: Eduardo Duhalde, entonces presidente de la nación; Aníbal Fernández, ex secretario general de la presidencia; Juan José Álvarez, ex secretario de Seguridad Interior;  Felipe Solá, ex gobernador de la provincia de Buenos Aires; Alfredo Atanasoff, ex jefe de gabinete; Jorge Vanossi, ex ministro de Justicia, y Luis Genoud, ex ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires. Todos ellos impunes, algunos con funciones públicas actualmente, y varios candidatos a las próximas elecciones.

“Hoy volvemos a este Puente también para multiplicar el ejemplo de Darío y de Maxi- leyeron lxs oradorxs-, para denunciar las políticas de hambre y represión del gobierno de Macri y de los gobernadores provinciales. Para decirle a este gobierno que somos millones quienes que seguiremos luchando por nuestros derechos y enfrentando sus políticas de ajuste”.

El puente se tiñó también de verde en esta ocasión, con un permanente agite de consignas feministas y un multitudinario pañuelazo por la despenalización del aborto: “Sigamos el ejemplo del movimiento de mujeres y feminista –reflejó el documento-, que con la movilización y la lucha constantes estamos cada vez más cerca de conseguir el derecho al aborto legal, seguro y gratuito al poder político dominante, mientras se fortalece día a día la lucha contra la violencia machista en todos los espacios de la vida”.

Con un potente “Darío y Maxi ¡PRESENTES!” cerró el acto esta tarde, como cada 26 de junio, con la memoria ardiendo a flor de piel.

 

A continuación, reproducimos el documento completo:

DIECISÉIS AÑOS DESPUÉS, SEGUIMOS RECLAMANDO JUSTICIA

CON LAS BANDERAS DE DARÍO Y MAXI, CONTRA EL  AJUSTE Y LA POLÍTICA REPRESIVA DEL GOBIERNO DE MACRI

¡DARÍO Y MAXI VIVEN EN LA LUCHA DEL PUEBLO!

DIECISÉIS AÑOS DE IMPUNIDAD: EL ESTADO ES RESPONSABLE

JUICIO Y CASTIGO A LOS RESPONSABLES POLÍTICOS DE LA MASACRE DE AVELLANEDA: EDUARDO DUHALDE – ANÍBAL FERNÁNDEZ – FELIPE SOLÁ – JUAN JOSÉ ÁLVAREZ – ALFREDO ATANASOFF – LUIS GENOUD – JORGE MATZKIN – OSCAR RODRÍGUEZ

A 16 años de los asesinatos de Darío y Maxi, aquel 26 de junio del 2002, volvemos a este puente emblemático para reclamar justicia por los compañeros caídos, y para denunciar las políticas del hambre y  represión del gobierno nacional de Mauricio Macri y de los gobernadores provinciales.

Hace 16 años, el gobierno de Eduardo Duhalde intentó quebrar a sangre y fuego al movimiento piquetero que enfrentaba el hambre y la desocupación.

Confiado en el respaldo de los grupos económicos y de poder que cargaron sobre las espaldas del pueblo trabajador la crisis capitalista de 2001, Duhalde arremetió contra las organizaciones populares que salíamos a la calle nuevamente por pan y trabajo. Su objetivo era el disciplinamiento social de los trabajadores y el  pueblo. Cualquier similitud con la actualidad no es una coincidencia.

La feroz represión fue decidida desde la cúpula del poder político de aquel momento. Bajo la supervisión imperialista yanqui, como parte de su estrategia regional para los “conflictos de baja intensidad”, involucró a las policías Federal y Bonaerense, a la Gendarmería, a Prefectura y a los servicios de Inteligencia. No sólo costó las vidas de Darío y Maxi: ese día hubo más de cuarenta compañeros y compañeras heridas con balas de plomo y centenares de personas detenidas en las comisarías aledañas, en las cuales una gran cantidad de compañeros y compañeras fueron torturados y golpeados.

Los grandes medios de comunicación comenzaron a difundir inmediatamente la versión oficial de un supuesto enfrentamiento entre piqueteros, pero la movilización popular y el coraje de muchos comunicadores  y comunicadoras desbarataron la farsa.

A partir del día siguiente, miles ganamos las calles para reclamar juicio y castigo a los responsables. Gracias a eso, Duhalde tuvo que convocar a elecciones y dejar el gobierno al año siguiente. Las vidas de Darío Santillán y Maxi Kosteki trascendieron, sus ejemplos se multiplicaron y hoy nos encontramos, como todos los años, reivindicando su lucha por trabajo, dignidad y un cambio revolucionario de nuestra sociedad.

Logramos las condenas ejemplares del comisario Alfredo Fanchiotti y del cabo Alejandro Acosta por los homicidios de Darío y Maxi, pero lo cierto es que los responsables políticos de aquella represión criminal siguen impunes.

Doce de los dieciséis años posteriores a la masacre de Puente Pueyrredón, transcurrieron bajo los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández, que llegaron al poder de la mano de Duhalde y acogieron a muchos de sus funcionarios, como Aníbal Fernández, Carlos Soria y Juan José Álvarez, entre otros.

Apenas asumió, Kirchner ofreció crear una comisión investigadora, pero sólo bajo la condición de que las organizaciones abandonáramos la lucha y renunciáramos a nuestra independencia. Trató de avanzar con la cooptación y la mentira, pero los familiares de Darío y Maxi y las organizaciones que hoy regresamos a este Puente Pueyrredón rechazamos sus maniobras, denunciamos la impunidad y el encubrimiento de los gobiernos a lo largo de estos años, y continuamos exigiendo una investigación independiente y sin condiciones.

Querían que abandonáramos las calles y nunca lo hicimos. Seguimos luchando y movilizados contra la represión, el hambre, los ajustes antipopulares, ayer, hoy y siempre.

A 16 años de la Masacre de Avellaneda, los responsables de las provocaciones contra el movimiento piquetero; los que tomaron las decisiones e impartieron las órdenes; los que dieron carta blanca a las fuerzas represivas para matar a manifestantes desarmados; los que escribieron el libreto para justificar la masacre; esos responsables siguen caminando por las calles con total impunidad.

La causa judicial que debía investigar las responsabilidades políticas de la masacre permanece cajoneada desde hace años en el juzgado de Ariel Lijo. Pasaron cuatro fiscales pero jamás avanzó un centímetro. Muchas de las medidas de prueba que presentamos – como cruces de llamadas telefónicas entre los involucrados y el detalle de la cadena de mandos de las fuerzas represivas que intervinieron – no fueron respondidas. Logramos que se desarchivara y que se convocara a declarar a funcionarios del municipio de Avellaneda, que durante largos años permanecieron en silencio. A pesar de todos los indicios que aportaron los familiares y compañeros de Darío y Maxi, la causa sigue sin avanzar.

Por todo esto, exigimos castigo:

A Eduardo Duhalde, el principal responsable de la represión.

A Aníbal Fernández,  ex secretario general de la presidencia.

A Juan José Álvarez, ex secretario de Seguridad Interior de la Nación

A Felipe Solá, entonces gobernador de la provincia de Buenos Aires

A Alfredo Atanasoff, ex Jefe de Gabinete de Duhalde

Al ex ministro de Justicia de la Nación, Jorge Vanossi

A Luis Genoud, ministro de seguridad de la Provincia de Buenos Aires, hoy miembro de la Corte Suprema de Justicia Bonaerense.

Y al entonces gobernador de la provincia de Buenos Aires, Felipe Solá, quien hoy pretende presentarse como alternativa a Cambiemos.

Todos ellos siguen participando en los partidos del poder y siendo candidatos en las elecciones. ¡Son nuestros candidatos a la cárcel!

 

Hoy volvemos a este Puente también para multiplicar el ejemplo de Darío y de Maxi. Para denunciar las políticas de hambre y represión del gobierno de Macri y de los gobernadores provinciales. Para decirle a este gobierno que somos millones quienes que seguiremos luchando por nuestros derechos y enfrentando sus políticas de ajuste. Sigamos el ejemplo del movimiento de mujeres y feminista, que con la movilización y la lucha constantes estamos cada vez más cerca de conseguir el derecho al aborto legal, seguro y gratuito al poder político dominante, mientras se fortalece día a día en la lucha contra la violencia machista en todos los espacios de la vida.

Luchamos porque la inflación y los despidos nos excluyen cada vez más. Porque las cifras de la pobreza aumentan, dejando a la mitad de los niños y niñas en estado indigente. Porque el tarifazo de luz, gas, agua, y transporte, los despidos, la precarización laboral y la inflación destruyen los ingresos del pueblo trabajador y precarizan más las condiciones de vida de las mujeres de sectores populares que deben reemplazar con su trabajo no pago los derechos que el Estado sigue recortando.

En dos años y medio de Gobierno del PRO, hay casi dos millones de nuevos pobres, generando que la mitad de niños, niñas y adolescentes de la Argentina, vivan por debajo de la línea de la pobreza en situación de indigencia. Se provocaron miles de despidos en todos los sectores, y se excluye cada vez más a los y las trabajadoras precarizadas y de la economía popular, recrudeciendo el hambre.

Desde su asunción, este Gobierno intentó liberar a genocidas de la dictadura con diversos pretextos, en otra evidencia de su política antidemocrática y antipopular. Nuestra lucha es también por cárcel común y efectiva contra todos los responsables del genocidio de la dictadura cívico – militar.

Se profundiza la política discriminatoria y xenófoba contra lxs extranjerxs que viven en nuestro país, en especial contra lxs inmigrantes de los países de Nuestra América. Las políticas inmigratorias excluyentes, las agresiones xenófobas (como los recientes ataques a la compañera Dina Sánchez después de su intervención en la Marcha Federal), la represión a los inmigrantes senegaleses, forman parte de esta política sistemática.

En el último año se incrementó la represión contra las comunidades de pueblos originarios en lucha por el reconocimiento de sus territorios, en distintos puntos de nuestro país, en la Patagonia con las comunidades mapuches y en el Nordeste con las comunidades qom y wichí. En el marco de esa represión, el Estado desapareció y provocó la muerte de Santiago Maldonado, y asesinó a Rafael Nahuel, en ataques armados contra las comunidades del pueblo mapuche. Las enormes movilizaciones populares contra la represión y por los derechos de nuestros pueblos originarios hicieron visible en todo el país la lucha de las comunidades de los pueblos originarios por su derecho a la tierra. Exigimos el juicio y castigo a los responsables materiales y políticos. Fuera Bullrich!!

Denunciamos la liberación de José Salmo, el policía que dejó paralítica a Carla Lacorte cuando en el año 2001 le disparó por la espalda en un típico caso de gatillo policial. Contra la impunidad de las policías del gatillo fácil, exigimos castigo.

Denunciamos el incremento de la política represiva del Gobierno de Macri, que intenta incorporar a las Fuerzas Armadas en la represión de las luchas y en los barrios populares, intentando impedir que se manifieste la creciente bronca de lxs trabajadorxs y el pueblo de nuestro país.

 

Frente a tanta impunidad, nos rebelamos ante la criminalización de la protesta y el reforzamiento del aparato represivo del Estado.

Desde este Puente histórico decimos:

¡Basta de represión y criminalización de la protesta popular! 

¡Basta de presxs políticxs!

¡Basta de gatillo fácil!

¡Basta de hambre y pobreza!

 

Tenemos el orgullo de pertenecer al movimiento de mujeres, lesbianas y trans que protagonizó los primeros Paros Internacionales de Mujeres, ante el escandaloso aumento de femicidios. Fue el primer paro nacional en Argentina el año pasado, mientras la burocracia sindical debatía cuales medidas tomar ante la coyuntura de hambre y represión. Esas mujeres que se siguen organizando y luchando por una vida digna todos los días y también han salido a las calles desde 2015 exigiendo #NiUnaMenos, reclamando que el Estado es responsable por la impunidad y la violencia que sufrimos las mujeres en las casas y en los barrios. A pesar de la represión, seguimos exigiendo una respuesta para frenar el asesinato y el secuestro de mujeres en todo el país, y luchando para que el Estado tenga políticas públicas que garanticen la igualdad para las mujeres, lesbianas y trans. Gracias a la lucha, se consiguió la primera sentencia a perpetua por un travesticidio, compañera Diana Sacayán, presente!!!

La inmensa movilización del movimiento de mujeres y disidencias tomó las calles, y consiguió con lucha y con debate en todos los ámbitos la media sanción de la ley por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito en la cámara de Diputados. La media sanción fue conseguida justamente por la presión de la movilización masiva, que le imprimió un envión decisivo al ascendente movimiento de mujeres. El Gobierno de Macri terminó accediendo a abrir la discusión parlamentaria sobre el aborto legal antes del 8 de marzo, para zafar de una sesión especial del Congreso para esa fecha, que hubiera tenido lugar bajo el cerco de una movilización multitudinaria. Pero la decisión de “abrir el debate” concluyó en el mismo punto: los diputados deliberaron con el telón de fondo de una movilización que algunos calculan en un millón de personas. Bajo esta presencia contundente, quedaron enterradas las maniobras del clero, el Estado y los partidos que, antes y ahora, conspiraron contra esta reivindicación fundamental. Ahora más que nunca, la marea violeta, verde y multicolor avanza  inundando las calles por la aprobación de la ley en el Senado. Vamos por todos los derechos que nos faltan, contra todas las opresiones de género, estamos contagiando a compañeres de otros países, revolucionándolo todo. Por eso afirmamos que sin las mujeres, trans, lesbianas, bisexuales, toda lucha va por la mitad. Vamos por más feminismo, vamos por más unidad, hasta derrotar todas las formas de opresión contra las mujeres y el conjunto de lxs oprimidxs.

Desde este Puente, escenario protagonista de nuestra historia, reivindicamos la lucha de Darío y Maxi como expresión de la juventud que se organiza y lucha en los lugares de trabajo, en los colegios y facultades, en los barrios y en las zonas rurales; la que enfrenta a la burocracia sindical y la precarización laboral, como Mariano Ferreyra.

 

Desde este puente, saludamos a todas las luchas que enfrentan el ajuste a lo largo y ancho del país:

A todxs lxs trabajadorxs de nuestro país, que enfrentan el techo del 15% en paritarias miserables (cuando la inflación real supera al 30 %), los despidos crecientes en el Estado y en la actividad privada, y la ofensiva de las grandes patronales.

A todo nuestro pueblo trabajador que resistió en la calle, el 14 y 18 de diciembre pasados, la reforma de la ley previsional, que disminuyó aún más los ingresos de millones de jubiladxs, y disminuyó la jubilación futura del conjunto de lxs trabajadorxs. En las históricas jornadas de diciembre, la represión contra cientos de miles de personas incluyó gases tóxicos, seguida de una feroz persecución y cacería. Las balas de goma y las piedras de las fuerzas de seguridad dejaron numerosxs heridxs, y tres manifestantes perdieron un ojo. Hubo decenas de detenidxs y procesadxs.

Las acusaciones contra César Arakaki, Dimas Ponce y Sebastián Romero apuntan a demonizar a las organizaciones y manifestantes que se movilizaron contra la reforma previsional. La prisión preventiva que pretende imponer el Poder Judicial, y la negativa a oír a los defensores de Romero pretenden sostener la teoría de que hubo “un plan”.  El único plan que existió el 18D fue el del gobierno y las fuerzas represivas para desalojar la Plaza y consumar el robo a las jubilaciones. Exigimos el cierre de las causas de Ponce, Arakaki, Romero y de todxs los detenidxs del 14 y 18 de diciembre.

 

Saludamos a las luchas de todo el país:

A las y los docentes de todo el país, en especial en Chubut que permanecen luchando contra el aislamiento mediático y el frío extremo, pero también a todxs y cada unx de lxs que continúan luchando contra los salarios de hambre y los planes de destrucción de la educación pública.

A los y las trabajadoras de prensa despedidas y a quienes quedaron en la calle luego del cierre de las empresas mediáticas. Reivindicamos también a quienes luchan de manera silenciosa dentro de los medios de comunicación masivos para iluminar nuestras luchas y a quienes ponen el hombro a la comunicación alternativa y popular.

Reivindicamos, a través de Darío y Maxi, a todos los mártires de las luchas obreras y populares.

A los 30 mil compañeros y compañeras detenidos desaparecidos por la última dictadura cívico militar y a los asesinados por la represión durante la democracia.  Denunciamos el asesinato de la compañera Elsa Marta Sosa de Fagetti, testigo y querellante en la causa contra los genocidas en Mendoza.

Exigimos la aparición con vida de todas las mujeres secuestradas en las redes de trata, y Justicia por todas las asesinadas por la violencia machista.

 

Reivindicamos a lxs caídos en las luchas obreras y populares:

A Aníbal Verón, Teresa Rodríguez, Víctor Choque y a los muertos en el puente Corrientes. A las víctimas de los crímenes de la represión del 19 y 20 de diciembre de 2001, a Javier Barrionuevo y a Carlos Fuentealba. A Rosemary Churapuña, Emilio Canaviri Álvarez y Bernardo Salgueiro, asesinados en la represión del Indoamericano. A Roberto López y Sixto Gómez y Mario López, de la comunidad Qom de Formosa. A Florentín Díaz, asesinado  en Castelli, Chaco. A Cristian Ferreyra y Miguel Galván, asesinados por los sicarios del agronegocio en Santiago del Estero. A Mono, Jere, Patón y César Oviedo en Rosario. Seguimos exigiendo justicia por Mariano Ferreyra, asesinado por luchas contra la precarización laboral. A Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, asesinados por las fuerzas represivas contra las comunidades mapuches.

Alzamos nuestra voz por la desaparición de Julio López y por el esclarecimiento de los crímenes de Luciano Arruga y Silvia Suppo. Por todos los asesinados por gatillo fácil.

Nos solidarizamos con todas las luchas de nuestros pueblos hermanos latinoamericanos, seguimos exigiendo Justicia por Berta Cáceres, lideresa del COPINH en Honduras asesinada hace más de un año. Exigimos justicia por las 56 niñas incineradas en Guatemala, el Estado es responsable!

Todos ellos, todas ellas, están representadas también en el nombre de la estación “Darío Santillán y Maximiliano Kosteki”, que hemos convertido en una muestra permanente de arte popular y de lucha, recuperándola para las clases desplazadas como un espacio concreto y simbólico, con el nombre de estos dos luchadores populares.

Ellos formaron parte de una generación de luchadores. La que enfrentó al menemismo y a la Alianza, la del 19 y 20 de diciembre, la que combate todos los días el hambre, la miseria, la explotación y la opresión. Son nuestra bandera para seguir construyendo el poder del pueblo.

 

Volvemos al puente con el mismo reclamo de trabajo genuino; basta de precarización laboral; basta de hambre y represión.

No al acuerdo con el FMI, que profundiza la miseria y la dependencia económica y social.

No al G20 que reunirá en Argentina a los líderes capitalistas que buscan acordar políticas globales contra la vida de los pueblos.

Por una Argentina sin explotadores ni explotadxs.

Castigo a todos los responsables políticos y materiales de la masacre de Avellaneda.

Basta de criminalización de la protesta social, basta de represión.

Libertad a todxs lxs presxs políticxs. Libertad a Facundo Jones Huala, en lucha por el derecho a la tierra de los pueblos originarios.

Basta de violencia contra las mujeres, lesbianas y trans. Ni Una Menos. El Estado es responsable.

Cupo laboral trans ya!

Por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito. Que sea Ley.

Por tierra y vivienda digna para todxs.

Continuemos el Paro nacional activo con un Plan de lucha de todo el pueblo trabajador hasta derrotar los planes del Gobierno y del FMI.

Fuera el imperialismo de América Latina. Unidad de todxs lxs luchadores y luchadoras contra la explotación y la opresión.

DARÍO SANTILLÁN Y MAXIMILIANO  KOSTEKI, ¡PRESENTES!

 

Organizaciones firmantes y convocantes:

ORGANISMOS Y AGRUPACIONES DE DERECHOS HUMANOS

AEDD-Asociación de ex Detenidos Desaparecidos

APEL – Asociación de Profesionales en Lucha

APEMIA -Agrupación Por el Esclarecimiento de la Masacre Impune de la Amia.

CADEP-Coordinadora Antirrepresiva por los Derechos del Pueblo

CADH- Comité Argentino por los Derechos Humanos.

CADHU – Centro de Abogados por los Derechos Humanos

CAJ -Comité de acción jurídica

CAPOMA-DDHH

CEPRODH – Centro de Profesionales por los Derechos Humanos

Colectivo Memoria Militante

CORREPI-Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional.

LIBERPUEBLO-Asociación por la Defensa de la libertad y los Derechos del Pueblo.

EATIP-Equipo Argentino de Trabajo e Investigación Psicosocial

Encuentro de Profesionales contra la Tortura

H.I.J.O.S Zona Oeste

SERPAJ- Servicio de Paz y Justicia

HERMANOS- Hermanos de desaparecidos por la Verdad y la Justicia

Multisectorial La Plata Berisso y Ensenada

Comisión de Uruguayxs por DDHH en Argentina

CAPOMA DDHH

ORGANIZACIONES SOCIALES, BARRIALES, CULTURALES y DE MUJERES

ANTENA NEGRA TV

ASAMBLEA MEXICANXS EN LA ARGENTINA

Pañuelos en Rebeldía

ORGANIZACIONES DE TRABAJADORES OCUPADOS Y DESOCUPADOS

Secretaría de DDHH CA autónoma Capital
ADEMYS
AGD-UBA Asociación Gremial Docente de La UBA.
ATE Seccional Alte. Brown-Pres Perón
CICOP-Sindicato de Profesionales de la Salud de la Prov. de Buenos Aires
Agrupación “De igual a igual” de lxs trabajadorxs del Banco Credicoop
Bloque Piquetero Nacional: O.T.L; t.OR.RE;Juventud Armando conciencias, TODEL,RUP
CUBA-MTR-MIDO
FOL-Frente de Trabajadores en Lucha.
Movimiento sin trabajo Teresa Vive
MTR-12 de abril.
Polo Obrero

ORGANIZACIONES POLÍTICAS

Autodeterminación y Libertad*
Comunismo Revolucionario – PMLM
Corriente de Izquierda Poder Popular
Corriente de Organizaciones de Base La Brecha
Frente Popular Darío Santillán
Frente Popular Darío Santillán / Corriente Nacional
Izquierda Socialista
JCR -Juventud Comunista Revolucionaria
Movimiento por la Unidad Latinoamericana y el Cambio Social
Movimiento Socialista de los Trabajadores en Izquierda al Frente
MULCS-Bs. As
MTR 12 de Abril
NUEVO MÁS en Izquierda al Frente
Partido Obrero en El Frente De Izquierda y de Los Trabajadores
PCR-Partido Comunista Revolucionario
PRC-Partico por la Revolución y el comunismo
PRT-Partido revolucionario de los Trabajadores.
PRML-Partido Revolucionario Marxista Leninista
PSTU-Partido Socialista de los Trabajadores Unificado
Poder Popular
Razón y Revolución
Partido Piquetero
Venceremos-Partido de Trabajadorxs

DESDE EL EXTERIOR

Desde España:

Casapueblos
Campaña internacional de apoyo a los juicios contra los genocidas en Argentina
Sindicato Solidaridad Obrera

Desde Francia:

CALPA -Comité de Apoyo a las luchas del pueblo argentino- París, Francia

Desde Uruguay:

Plenaria Memoria y Justicia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

You must be logged in to post a comment Login