Ecuador. Lenin Moreno presentó un nuevo programa económico con 4 ejes y 14 medidas

 

/*Resumen Latinoamicano/ 3 de abril 2018

El nuevo programa económico para Ecuador fue presentado ayer por la noche, a un año de que Moreno haya asumido su mandato. Se anunciaron acciones para proteger la dolarización, una revisión tributaria y nuevas modalidades de contratos de trabajo. El mandatario prometió la reducción de $ 1.000 millones de dólares en los presupuestos de las instituciones de la Función Ejecutiva.

Una de las propuestas fue disminuir el endeudamiento, a partir de una mayor eficiencia en la recaudación tributaria, la reducción del gasto público y la búsqueda de mejores condiciones de financiamiento. Para reducir el gasto público se eliminarán ministerios, secretarías, viceministerios, subsecretarías y coordinaciones generales. Los recortes se harán al número de asesores de cada institución. Además, el presidente anunció que hasta 2020 se suprimirán 7 de las 22 empresas públicas que posee el país, aunque no mencionó de cuáles se trata.

También prometió una reducción del déficit fiscal, que pasaría del 5,64% en 2018 al 2,47% en 2021. Este uno de los cuatro ejes del Programa Económico de Estabilización Fiscal y Reactivación Productiva, que Moreno expuso durante el informativo de los lunes.

Uno de los elementos estructurales que el Gobierno busca superar es el sostenimiento del crecimiento con deuda y consumo. En su lugar propone mejorar la productividad. Entre las acciones a corregir en el corto plazo está el “excesivo” nivel de endeudamiento. Según analistas, si se consideran todos los pasivos del Estado, y no solo la deuda consolidada, las obligaciones serían cercanas a los $ 70.000 millones. Se actuará sobre la necesidad de honrar obligaciones de gran magnitud, incluidas las no previstas; atender las “desfavorables condiciones para la recaudación de ingresos fiscales”; y, por último, obtener recursos para la ejecución de obras y cumplimiento de pagos atrasados que no están presupuestados.

El segundo eje del programa tiene que ver con la reestructuración y optimización del aparato estatal, para lo cual se ha propuesto como meta un ahorro anual de, al menos, $ 1.000 millones de dólares.

Otro pilar es el equilibrio del sector externo y la sostenibilidad de la dolarización estabilizando de forma “progresiva” la balanza de pagos con mayor ingreso de dólares. “Vamos a exportar más, atraer inversiones, y a controlar -inteligentemente- la salida de divisas”, aseguró Moreno.

El último de los ejes está enfocado en la reactivación productiva, apoyándose en el sector privado, “como motor de crecimiento económico”. El presidente ratificó la meta de aumentar en 7 puntos el empleo adecuado, así como reducir la pobreza extrema por ingresos en alrededor de 5 puntos, favoreciendo a más de 800 mil personas que viven en esa condición.

Este nuevo programa económico se llevará adelante a través de 14 medidas. Se ha dicho que se descarta una elevación de la carga tributaria y que además se elimina el cálculo del impuesto mínimo del anticipo al impuesto a la renta desde el ejercicio fiscal 2019.

Este ha sido uno de los pedidos constantes de los sectores productivos. “No vamos a subir impuestos. Vamos a recaudar más ingresos mediante un sistema tributario eficiente y simplificado”, explicó el primer mandatario. Con esto se espera obtener $ 810 millones adicionales entre 2018 y 2021 por controles por parte del Servicio de Rentas Internas (SRI) y el Servicio Nacional de Aduana del Ecuador (Senae). Se aplicará un proceso de amnistía tributaria para micro, pequeñas, medias y grandes empresas con una meta de $ 1.600 millones en 2018 y $ 1.300 millones en los siguientes años.

El financiamiento público se gestionará con una agenda específica sobre la optimización de contratos petroleros y preventa, y elaboración del Plan de Fortalecimiento y Sostenibilidad Fiscal. El Ejecutivo acudirá a gobiernos, organismos multilaterales, empresas y bancos en busca de mejores condiciones para la deuda.

Las exportaciones se fortalecerán con nuevos incentivos y devolución de impuestos a los empresarios. Además, Moreno afirmó que el impuesto a la salida de divisas (ISD) “se reducirá gradualmente”, aunque no detalló en qué porcentaje. En ese sentido, las nuevas inversiones que se lleven a cabo en 2018 y 2019 tendrán un “tratamiento progresivo”.

Con el fin de ampliar el acceso al crédito el Gobierno permitirá el ingreso de la banca internacional. Otras medidas son la simplificación de trámites, alianzas público-privadas, desarrollo empresarial y más.

Además, el primer mandatario manifestó que en los próximos días entrarán en marcha nuevas modalidades de contratos de trabajo para los sectores de turismo, agrícola, pesquero y otros.

*Fuente: El Telégrafo

You must be logged in to post a comment Login