La capitulación de Alexis Tsipras ante el imperialismo europeo y norteamericano abre espacio a las fuerzas revolucionarias griegas

 

Por José Antonio Egido, Resumen Latinoamericano, 13 de julio 2015.- En la noche del jueves 9 de julio el primer ministro griego Alexis Tsipras envía una carta a la llamada troika europea en la que renuncia a los principales puntos del programa electoral de su coalición de izquierda Tsiriza y a la voluntad del pueblo de rechazar la austeridad que ha venido destruyendo el país. El gobierno griego deja de exigir la reestructuración de la deuda.

 

Acepta que el IVA pase del 13 al 23 %, que el impuesto empresarial pase del 26 % al 28 %, que la edad de jubilación de los trabajadores llegue a los 67 años de manera progresiva hasta el 2022, que se elimine el subsidio a las pensiones más bajas (EKAS) para el 2020 y que se privaticen los puertos, aeropuertos y la empresa estatal de telecomunicaciones[1]. A cambio espera que la troika inyecte más fondos a la banca griega. El primer ministro reconoce en el parlamento: “no quiero ocultar la verdad. El acuerdo que se debatirá en el Eurogrupo está lejos de nuestro programa[2].

 

El gobierno norteamericano ha conseguido que el francés social-imperialista de Hollande se ponga de su lado para presionar al imperialismo alemán y evitar que Grecia salga de la zona euro, de la UE y probablemente de la OTAN y se acerque al bloque que trata de crear Rusia en Europa con países como Belarús, Moldavia, Pridnestrovie, las Repúblicas Populares este-ucranianas, Serbia, Republica Sprska de Bosnia-Herzegovina, tal vez también con Chipre y Bulgaria como forma de contrarrestar el agresivo expansionismo imperialista que instala bases y fuerzas militares en torno suyo. Asistimos a un choque inter imperialista entre EEUU y Alemania parecido al descrito por Lenin en El imperialismo, fase superior del capitalismo.

 

Esta decisión tiene tres consecuencias:

 

  • No resuelve el problema real del país que es su salida de la crisis económica según los expertos burgueses. Por ejemplo el antiguo economista jefe del FMI Olivier Blanchard señala que lo que realmente necesitan Grecia es el fin de la austeridad y más inversiones y bajar la presión fiscal[3].

 

  • Evidencia que dentro del espacio euro no hay posibilidad de otra economía que no sea la de la austeridad destructiva para financiar el sistema bancario capitalista. La U.E. dirigida por el imperialismo alemán le exige más y más ante un Tsipras arrodillado en un espectáculo repugnante de altanería que señala lo que les espera a los trabajadores españoles, portugueses, irlandeses y este-europeos si osan tratar de escapar de los brutales planes de austeridad.

 

  • Produce una enorme frustración no únicamente en las bases de Siriza y en su numerosa ala izquierda, que representa un 40 % de la coalición sino en el conjunto del pueblo griego que vive de un proceso de politización y radicalización que va más allá incluso del electorado de Syriza y de la izquierda en su conjunto. Incluso los nacionalistas conservadores se sienten decepcionados. El único ministro del partido griegos independientes (ANEL) en el gabinete Panos Kammenos ha rechazado la claudicación de Tsipras. El miembro del Comité Central de Syriza Stavis Kuvelakis clama desesperado ante el hecho que Tsipras interprete el No mayoritario del referéndum del día 5 como un Si a las brutales medidas europeas. Es tal la claudicación del primer ministro que los partidos de derecha Nueva Democracia y To Potami, derrotados en el referendo, se convierten en portavoces de la nueva línea defendida por el gobierno[4]. Esta frustración es una oportunidad para que las fuerzas realmente revolucionarias, fundamentalmente el Partido Comunista de Grecia (PCG-KKE), amplíen su influencia entre las masas populares. El viernes 10 en Atenas han salido a protestar contra la claudicación de Tsipras 9 mil obreros afiliados al Frente Militante de todos los Trabajadores (PAME) y mil militantes de la coalición de izquierda Antarsya que ha obtenido 40 mil votos en las elecciones del pasado mes de enero. En la plaza Syntagma se le unieron otras personas que también rechazan el giro del gobierno que se burla del amplio resultado en contra de la austeridad expresado por el pueblo en el reciente referéndum del día 5 que el mismo gobierno convocó.

 

El secretario general del KKE Kutsumbas rechaza tanto el nuevo memorándum como la simple salida del euro y propone: “Porque existe una solución alternativa si seguimos en una dirección de ruptura con la UE, el capital y su poder.

 

Podemos abolir, por ejemplo, los compromisos con la UE que han provocado el estancamiento de la producción nacional, desde el azúcar y la carne, hasta los astilleros y muchos otros sectores.

 

Podemos utilizar las contradicciones entre los centros imperialistas y lograr acuerdos internacionales de beneficio mutuo para la Grecia del poder popular, que estaría desligada de la UE y de la OTAN.

 

Podemos abrir el camino hacia la satisfacción de las necesidades populares si avanzamos a la socialización de los monopolios, de los medios de producción, con una planificación central científica nacional de la economía[5].

 

La capitulación de Tsipras causa estupefacción entre los simpatizantes europeos de Syriza como Podemos (que por cierto está bien a su derecha) e Izquierda Unida de España y Front de Gauche de Francia y otras fuerzas que evitan soluciones radicales y quieren reformar la U.E. Es la verdadera bancarrota política del “renegado” Tsipras, como le dijo Lenin a Kautsky.

 

Sin duda que son una confirmación del diagnostico del KKE lleno de desconfianza ante las posibilidades de una salida política dentro del euro, de la UE y de la OTAN. Se pone al orden del día la salida revolucionaria de la UE, la toma del poder y la construcción de gobiernos democráticos que pongan los medios productivos al servicio de la sociedad y que se opongan al plan de austeridad, miseria y guerra defendido altaneramente por el gran capital y sus representantes políticos.

[1] La República, “La propuesta de Tsipras a la troika: subida del IVA, privatizaciones y recorte de pensiones”” http://larepublica.es/2015/07/10/la-propuesta-de-grecia-a-la-troika-subida-del-iva-privatizaciones-y-recortes-de-pensiones/

[2] Resumen Latinoamericano, http://www.resumenlatinoamericano.org/2015/07/11/greciatsipras-reconocio-que-cedio-ante-la-ue-no-quiero-ocultar-la-verdad/

[3] Jacques Sapir, “La trahison de Tsipras?” http://russeurope.hypotheses.org/4080 10 de julio 2015.

[4] Artículo de Stavis Kuvelakis https://www.jacobinmag.com/2015/07/tsipras-syriza-greece-euro-debt/

[5] http://www.solidnet.org/greece-communist-party-of-greece/cp-of-greece-no-to-the-new-leftwing-memorandum-en-ru-es-ar 11 julio 2015.

You must be logged in to post a comment Login